Cine
  The Cove
 

Por Alfredo “frodo” Garrido Priego

Varios amigos me habían comentado sobre el documental llamado “the cove”, que en cierto sentido, cuando lo recibí, no tenía ni idea de que trataba, solo sabía lo poco que había visto en internet: trata sobre la protección de los delfines y actividades en contra de esta práctica.

El documental, dirigido por Louie Psihoyos que también es el director de una organización no gubernamental llamada “sociedad de la preservación oceanográfica” nos hace ver, de una forma increíblemente clara (y en ciertos sentidos… crueles) una actividad que es, literalmente, una matanza de delfines en un pequeño poblado de Japón llamado Taiji.

Al principio, y he de decir la verdad, pensé que el documental tendría falta de objetividad, que sería un documental de otros activistas en los que nos resaltan ideas de cómo: “todos están mal, excepto nosotros”. Sin mucho interés, empecé a observar un documental, que sin levantar mis deseos, comienza de una forma muy lenta y llena de lugares comunes… ¡y de pronto! Todo cambia. El filme nos empieza a mostrar diferentes puntos de vista, contestados de muchas y diversas formas (no por ello la subjetividad de los directores estaba presente) pero intentaron hacerlo lo más objetivo posible y logrando mostrar ideas que chocan de una manera sencilla y hasta en ciertos momentos… disparatada.

Richard O`Barry, quien es uno de los mayores activistas pro-delfines del mundo (y también entrenador de Flipper) nos muestra un mundo, realmente sangriento, de una matanza de delfines que es a tal grado su magnitud, que el agua del mar es roja de toda la sangre, una imagen que en cierto sentido impacta. Es divertido ver que el amor de esta persona por los delfines puede llegar al punto de haber sido arrestado muchas veces por muchos años alrededor del mundo, y en el documental podemos observar cómo, su sola presencia en el pueblo de Taiji, es pretexto para que la policía local lo espié y detenga sin pruebas en todos los casos.

Interesante fue ver que el documental que empieza con un toque puramente activista, se vuelve una especie de thriller de ciencia ficción donde tienen que hacer cámaras camufladas en rocas, buceo a escondidas, aviones disfrazados, usar equipo infrarrojo de alta tecnología, solo para mostrarnos al mundo algo que nos dicen desde el principio del documental.

Ya todos sabemos al ponerle play a la película de que trata el documental, una queja contra la matanza, pero avanzando y descubriendo que las personas (un grupo de amantes del mar) se unen para poder mostrarle al mundo cómo y la realización de la matanza. Y además nos muestran todas las preguntas: ¿es una tradición? ¿se comen la carne? ¿Cómo los matan? etc. Por lo tanto, la idea del documental se pierde, en el sentido de que ahora lo que deseas es ver ¿Cómo van a lograr grabarlo si siempre los están persiguiendo? (la policía hasta los detiene para advertirles a qué lugar no ir) y ¿Qué es lo que esconden en esa pequeña bahía japonesa?

El documental ha recibido varios premios alrededor del mundo (Sídney, Sundance, Hotdoc, etc.), fue propuesto a la lista de participación para el Oscar que se realizará en el 2010 (no estoy seguro si fue elegido finalista). Aun así, considero que es un documental digno de ver, es divertido, es interesante, es fuerte y como su nombre indica, documenta una historia que podría tener gente en los dos bandos. Si pueden obtenerlo, véanlo con ojo crítico y diviértanse.







Añadir comentario acerca de esta página:
Tu nombre:
Tu dirección de correo electrónico:
Tu mensaje:
 
   
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=